English Español Français Deutsch Italiano Český Polski Русский Română Українська Português Eesti 中文

Conocimiento contemporáneo sobre Dios, sobre la evolución y el significado de la vida humana.
Metodología del desarrollo espiritual.

 
Sattva de primavera (tomado del prefacio de la película)
 

Ecopsicología/Sattva de primavera (tomado del prefacio de la película)


Sattva de primavera
(tomado del prefacio
de la película)

¡Ahora nosotros trataremos de saturarlos a ustedes de belleza sutil!

¿Para qué? El asunto es que es uno de los métodos fundamentales del trabajo espiritual.

Desde el punto de vista evolutivo, todos nosotros comenzamos nuestra historia personal en el paraíso. Es muy fácil entenderlo si estudiamos el esquema de la estructura del Absoluto*. En este esquema podemos ver que las almas empiezan a formarse y a desarrollarse en el paraíso, aunque cabe mencionar que no son todavía almas humanas, sino sus gérmenes que atraviesan las primeras etapas de su evolución en los cuerpos de las plantas y de los animales.

Luego de obtener, después de muchas encarnaciones, la posibilidad de encarnarnos en cuerpos humanos, empezamos por alguna razón a formar dentro de nosotros apegos fuertes a los objetos materiales y cultivamos nuestro egocentrismo, que se manifiesta, entre otras cosas, en la actitud arrogante y despreciativa hacia otros seres.

La imposibilidad de satisfacer completamente los deseos viciosos provoca en nosotros las emociones negativas permanentes y lleva a la formación de rasgos tales como la irritabilidad, la iracundia, la agresividad, los celos, la susceptibilidad y así sucesivamente.

De esta manera la mayoría de las personas pierde el paraíso.

Pues allí pueden vivir sólo aquellos que se acostumbraron a los estados puros, sutiles, amorosos y tiernos de la conciencia.

En cambio, el infierno es el destino de las personas que se acostumbraron a los estados emocionales groseros durante la vida en sus cuerpos materiales.

Los estados paradisíacos también son llamados sáttvicos, los estados infernales, tamásicos y los estados intermedios, rajásicos.

Para regresar al paraíso, debemos, sabiendo estas leyes, aprender la autorregulación psíquica dirigida a la erradicación de los estados groseros y al desarrollo de los estados sutiles. Acerca de los métodos más eficaces de autorregulación psíquica, pueden leer en detalle en nuestros libros. ¡Pero ahora aprendamos uno de los métodos más importantes, que es la sintonización con la Belleza!

Podemos encontrar esta Belleza primeramente en la naturaleza.

* * *

Es posible conocer a Dios en el Aspecto del Creador solamente desde el sattva, es decir, desde el estado paradisíaco del alma.

¡Pues Él es la Parte más sutil de la Conciencia Universal!

¡Y el sattva es el estado más cercano al estado Divino!

¡Dios es cognoscible para las personas que usan este conocimiento!

¡Pero Él es realmente incognoscible para las personas de tamas y rajas!

¡Otra cosa muy importante es que Dios es Amor! Por lo tanto, es posible acercarse a Él solamente a través de cultivar dentro de uno mismo las emociones de Amor, al comienzo hacia los seres y fenómenos sáttvicos y luego hacia Dios Mismo.

¡Entonces empecemos a sumergirnos en el sattva sintonizándonos con éste y convirtiéndonos en éste!

<<< >>>



Ecopsicología
Buy from Amazon

Bajalibros

 
Página principalLibrosArtículosPelículasFotografíasSalvapantallasNuestros sitiosEnlacesQuiénes somosContacto